HÈCTOR, DUCA, EL CÉSAR Y COMPARADA… todos, un solo corazao rojo.

Noticias | Pipo Rossi | 31-08-2010

En el momento de escribirse éstas líneas, la muchachada que responde al joven Pablo Moyano, está tratando de “cargarse” a todos en Indepediente. Al mediodía, antes de empezar el programa de Niembro en Del Plata, con una información embrionaria, se nos ocurrió preguntarnos ¿POR QUIEN DOBLAN LAS CAMPANAS?

Están doblando por ti, Cesar.
Están doblando por ti.
¿Llega Garnero al partido de vuelta con Argentinos?. ¿O desembarca la muchachada de Pablo Moyano para ver si ponen las cosas en orden?.
En Independiente la casa… no está en orden.
¿César dt?
¿Ó ruedan todos escaleras abajo?
El desembarco de Pablo dejaría a Comparada, dicen los que están trabajando en el “Operativo Camiones Rojos”, como un testaferro del poder real, depositado, claro, en Pablo.
Queda poco márgen de maniobra para Danielito. Con él a cargo, el equipo no va ni para atràs ni para adelante.
¿Porquè no se hace cargo Menotti de la dirección tècnica?.
Cómo Bianchi en Boca, César vino para otra cosa. Vino para ser consultado.
Vino para que le pregunten, por ejemplo, “qué hacemos con Gallego, César”.
“Es muy caro para los dineros de Independiente, que no siga”.
¿Cómo es que dicen en Once?.
“Ojo que lo barato, suele salir caro”.
Muy caro le está saliendo al Rojo de Comparada esta, la enésima excursión de Menotti en el club.
Todos los procesos de Menotti han terminado en desastres.
Como tècnico y ahora, como Mánager.
Eso sì: estuvo en algùn momento en la prehistoria, a punto de salir campeón. Igual que Cappa en Huracàn: a punto. El efecto “coitus interruptus”. Casi. A punto. Por poco. Ahí, en la línea. Casi.
El Rojo ha ido de mal en peor, peleado o no con Grondona. Si Hèctor fue malo, Ducatenzeiler fue peor. Y Comparada… bue… hizo la cancha… Con fondos de Scioli, con impuestos de los ciudadanos de la provincia. Buenos contactos, no?
Duca fue campeón. Y después denunció (inolvidable Duca en la última palabra: Grondona me manejó los árbitros. También cuando ganó?, pregunta inquietante.
De mal en peor.
Y ahora César otra vez en la picota.
Con Pablo Moyano asomando en el horizonte.
Veremos cuanto resiste Danielito. Veremos si César es capaz de calzarse el buzo de deté. Veremos. El Planeta Rojo es el tema de hoy.

MENOTTI, Ó SE HACE CARGO… ó marche Jefe.

Noticias | Pipo Rossi | 30-08-2010

Independiente está casi listo. Y al joven Garnero sugiere: “no es ideal que la dirigencia esté peleada con la AFA”.
Si no fuera gracioso, sería trágico.
El responsable de la genialidad de Choy González no es Choy, ni sus compañeros, ni su tècnico. El responsable -el culpable- es Grondona.
En la lógica del Planeta Rojo, o mejor, en la lógica del poder que detentan Comparada y Grondona, ellos nada tienen que ver con las “malas” que les toca vivir.
Ésta vez el tema fue el horario. Y quizá, en ésta, tengan razón. Pero lo llamativo es que Independiente no se quejó antes de enfrentar a Arsenal, sino inmediatamente despuès, en la conferencia de prensa.
En fin…
Echemos un vistazo a la cuarta fecha.
Reaccionó Boca, merced a lo habitual: Vélez siente el peso de jugar en la Bombonera por razones que a esta altura deben interesar más a los psicólogos que a los entrenadores. Se derrumba Vélez cuando debe visitar a Boca. River es un espejismo esquizoide porque no sabe si festejar su primera posición en el campeonato, preocuparse por lo flojo de su juego, o mirar la tabla de descenso. ¿Menotti dt?. Más raro fue aquel verano, que no paró de nevar.

Un viejo conocedor de los vericuetos maravillosos de la interna “xeneize”, cuando en la lejana noche de un par de domigos atrás Borghi hablaba del “partido determinante”, me dijo: “Vélez arruga. No nos gana nunca en la Bombonera. No perdemos”. Claro, a esa altura, con el rendimiento de Boca un ratito antes frente All Boys y el Vélez de Gareca habiendo liquidado todos los asuntos hasta ese momento, resultaba más una expresión voluntarista que una eventual realidad.
Pero tenía razón el hombre.
Boca pareció una máquina de jugar. Fue al frente con más corazón que juego, con toda su gente; ridiculizó a Silva (ese cabezazo “buscarroña” a Caruzzo va derecho a la Antología del Ridículo), hizo desaparecer e Moralez (volvió a ser “Moralito”), y lo maniató.
Argentinos, el equipo que no patea al arco, el conjunto aunque se juegue un partido de 14 días de duración, no parece con capacidades de convertir goles, lo pasò por arriba al River de Cappa. Que, insólitamente, está puntero.
Es cierto, apenas se han jugado 4 partidos. La nada misma. Pero es ciertamente descriptivo respecto del nivel del juego en la Argentina, que River con nada, con apenas un poco de esfuerzo, con los argumentos de un buen arquero y un goleador que ha despertado, esté primero en el campeonato.
Claro que también está entre los 4 últimos del promedio del descenso, y para colmo, le viene Vélez, herido.
Con la carga de su encuentro del jueves contra Banfield. River tuvo la “ventaja” de Argentinos “cansado” por su partido contra Independiente de la Copa y visitará a Vélez, también post-compromiso de la Copa. Ventajillas en forma de guiño que suelen recibirse, gozosamente, desde la calle Viamonte.
Otra vez Cappa en Liniers.
Intuyo que no podrán designar a dedo a Lunati para que no vea penales como el que Ferrero le hizo a Escudero.
En Vélez están atentos a estas cuestiones.
Y además, seamos claros, no puede dirigirlo dos domingos seguidos por la cuestión reglamentaria.
Independiente, había ganado unas horas de paz el jueves. La luz de un fósforo fue, diluida, con la mejor jugada individual seguida de gol de Choy González.
¿Y Menotti?
¿Se hará cargo de sus responsabilidades o seguirá gritando para quien quiera oír que él no tiene nada que ver?.
Gracioso lo del Mánager.
Es tan ostensible que la dupla inefable Menotti-Comparada no sabe qué hacer con el presente de Independiente, que Garnero saldrá ileso de toda esta cuestión.
Gallego, en su casa del norte, tiene un ataque de risa que lleva cuatro semanas.
Russo hace agua.
En radio Del Plata, en el programa de Niembro, suelen editar audios del inolvidable Fidel Pintos, un comediante genial de los años 60 en la televisión argentina, que recuerda a Miguelito.
A Fidel le decían “El rey de la sanata”. El rey del “verso”. De casa petit dato, armaba una novela.
Russo se escapa por la tangente. Dice “son decisiones”. Ó “esto es fútbol”, como si ambas sentencias dijesen algo o sirvieran para explicar el gasto de Racing (Ayala, 1 millón de dólares de “sueldo”, Gio 4.250.000 por el 75% de su pase) y la escasez de ideas.
La nave va; esto apenas comienza pero el entretenimiento no se detiene.
Y como si todo esto fuera poco, sigue el Show del Fùtbol con Ruggeri pidiendo que le digan a Maradona que van a convocar a Zanetti.
“Cuando daño nos hizo Ruggeri”. Se atribuye la frase a un integrante del cuerpo tècnico de Maradona.
Y cuánto les va a seguir haciendo.
Todo, eso sí, en nombre del espectáculo.

Menotti, cuestionado igual que Comparada. ¿Borghi se va?. ¿Cappa tendrá su “devolución de gentilezas”?.

Noticias | Pipo Rossi | 23-08-2010

Cappita grita y condiciona al Juez de Línea. Borghi sale del vestuario y “en caliente”, dice todo… lo que piensa! procediendo a un casi hara-kiri futbolero. Gareca espera tranquilo (porque Riquelme no está ni estará por mucho tiempo); y varios entrenadores están al borde del colapso (la salida anticipada por malos resultados).
Una mirada mínima a la tercera fecha.
Al mejor estilo Gallego, Angel Cappa, el hombre que no puede disfrutar de los triunfos de River porque falta Tiki-tiki (la impostura monumental), lo “trabajó” a Hernán Maidana durante los primeros 5 minutos del partido. El joven juez de línea no levantó nunca más la bandera para sancionar un offside y River dejó desnudo y expuesto a un Independiente que ha dejado las decisiones en manos de Menotti y Comparada y así, le está yendo.

No necesitó mucho River, por cierto, al márgen de los errores del joven Maidana para ganar su partido. Apenas el 9, el “Cuqui” Silvera y los denodados esfuerzos del lateral Mareque, que va y va pero no viene y deja unos huecos que no cubre nadie, menos las inseguridades de Tuzzio y Galeano.
El tema es que River no es Tiki-tiki; es, por el contrario, un arquero que la dado sobriedad y seriedad, traducidas ambas en extrema seguridad.
Y a Funes Mori se le “abrió” el arco.
Lo bancaron al pibe durante 8 partidos sin “mojar”. Calco de aquella experiencia previa de Ramón Díaz con el Gordo Cavenaghi cuando siguió a pesar de igual sequía.
Todo lo demás está en formación.
Cappa dice que lo de Almeyda es estupendo.
Por ahora le va alcanzando. Pero esto recién comienza aunque queda claro que la confianza se construye solo a caballo de los triunfos.
No hay “verso” que valga. Solo ganar.
Ferrari pasa por el costado derecho como siempre. Solo Independiente, ésta versión de Independiente, no toma nota sobre el particular.
Y el chiquilín Lanzini dispone de espacio y tiempo.
Solo frente al grupete comandado por Garnero.
Le van a pasar factura a Menotti y a Comparada. Es lo mínimo que puede pasar luego de que decidieran “decapitar” a Gallego con la excusa del final del contrato.
Jugando poquito, River gana.
Cuenta con viento a favor, con Carrizo, Almeyda y Funes Mori rindiendo por encima de sus propias posibilidades.
Y ahora, comenzará a “jugar” para River el fixture de la Sudamericana.
A River le toca jugar casi todos los domingos con aquellos equipos que –casual o causalmente- se han desgastado entre semana por el certámen continental.
Fiel a su estilo Borghi dejó un título en caliente: “a veces la camiseta de Boca pesa 2 toneladas”.
Se puso plazo.
“Si no le ganamos a Vélez, o si empatamos y gana River, esto se va a complicar”.
Tanto se va a complicar que uno comienza a sospechar que el entrenador no sobreviviría a una derrota de local contra los de Gareca.
A Boca le quema la pelota. No da dos pases seguidos. No para a nadie por los costados. El fondo pierde todas (ó casi todas) las pelotas divididas.
Demasiada ventaja, incluso, para All Boys.
A Palermo (acaso tiene esa excusa) la pelota no le llega. Termina siendo Battaglia, patéticamente, el intento de delantero.
La camiseta pesa y todavía más puesto el asunto en palabras del propio entrenador: una suerte de hara-kiri mediáticos, el del Bichi en su declaración post partido.
Y Riquelme está lejos.
Tremenda, exagerada, inalcanzablemente lejos, producto de su lesión.
Con suerte (y con mucho viento a favor), puede aparecer en fecha siete, ocho o diez incluso.
La cuarta fecha, la que viene, para horror de los puristas puede entregarnos algunas cabezas de tècnicos en bandeja: Rivoira, Caruso Lombardi, Garnero (para colmo tiene juego por Copa el jueves), y el propio Borghi.
Claro que para eso, debieran perder. Y en fútbol, como se sabe, todo puede pasar, hasta que ganen Huracàn, Tigre, Independiente y Boca, todos en la misma jornada sin que se desate un vendaval.

¿Porquè la “devolución de gentilezas” respecto de Cappa?. Porquè lloró, probablemente pueda mamar, como dice el tango.
Mucha atención a los arbitrajes y especialmente en ese que tendrá lugar en un par de fecha cuando Vélez se enfrente a River en un par de fechas, justo despuès de tener una obligación entre semana.

JULITO, BATISTA, BORGHI Y MESSI, LA “SIMPLEZA” PERDIDA QUE PIDE EL LOCO GATTI. El “aquellarre” nuestro de cada día.

Noticias | Pipo Rossi | 16-08-2010

El Loco Gatti está viejo, pobre.
“Es simple, el fútbol es simple, el quilombo lo hacen ustedes, los periodistas”, espeta el pobre, virulento, luego de que Messi señalara aquello de “con Batista me sentí más cómodo; jugué como en el Barcelona”, exagerando el pibe.
Messi le echó la última palada de tierra al grupete temerario del Barbado inepto y su adláter Mancusito, el hombre que denuncia a la prensa amarilla.
Los ex berretas del seleccionado (Maradona, Mancusito, el cómico que ofició de preparador físico, el Negro Enrique), se sintieron ahora “traicionados por el hijo”, Messi.
“Lo trató como a un hijo”, dice Mancusito.
¿Y…?
No alcanza, Mancusito.
Tampoco alcanzan los besitos.
Ni las arenguitas.
Los ex berretas (aún girando en el aire y sin advertir que han muerto, nadie les avisó que han muerto), hablan de los afectos y creen que pueden sorprender al mundo mostrando a Bilardo (el Dr. Chiflado), en calzoncillos y bailando en el interior de una de las habitaciones de Pretoria, como prueba irrefutable de que se “llevaban bien”.
Despuès Diegote declara, suelto de cuerpo: Bilardo me traicionó.
Los Adams en formato tragedia.
No da.
En el ámbito local Boca está en asamblea permanente. Sin que el Bichi se anime a mentirle un poquitito a la hinchada de Boca que advierte el “problema de la línea de 3″ porque, simplemente, no gana.
“El sistema es innegociable; si quieren otro sistema tendrá que ser con otro técnico”. Hombre de pocas pulgas, el entrenador de Boca ya dejó claro que no va a aceptar que intenten imponerle algún cambio en su idea de juego. El problema de Boca es que carece de tiempo, no tiene paciencia. Y Riquelme, su vuelta, aparece hoy en un horizonte lejano.
Boca está en asamblea permanente. Y en asamblea permanente se está en debate permanente. El único modo que tiene el Planeta Boca de atenuar las voces de esa asamblea, es ganando. Y por ahora, no gana.
Aunque se trate de lo exigüo de dos fechas. Aunque en el pasado inmediato también Borghi haya tenido un comienzo más bien titubeante con el que terminó siendo campeón, dando la vuelta. La A.A.A.J
Un poquito más atrás en el tiempo está el ejemplo del verdugo del fin de semana de Boca, Russo, alias “yo nunca digo nada”: en la tercera fecha, dirigiendo a Vélez, debió defenderse a las piñas (él y sus jugadores), ante el grupo de energúmenos supuestos hinchas de Vélez.
Dio la vuelta tras resistir, literalmente, a los golpes.
No da la impresión Borghi de ser capaz de asumir ese perfil. Aunque, en las asambleas se sabe, todo puede pasar. Inclusive que los temas se resuelvan a piñas.
¿Boca puede defender con 3 en el fondo?.
¿Boca debe defender con 3 en el fondo?.
Borghi acaba de ponerse un límite. Él solito se metió en un “cul de sac”, en una calle sin salida. Él solito será capaz de salir adelante o de marchar en sexta fecha más tardar.
¿Exitismo argentino? Sí. Así somos. Y así funciona.
Tómenlo o déjenlo.
Pero Boca viene “revuelto” desde hace tiempo. Borghi es la continuidad del revoltijo. Basile, Bianchi, Alves, y ahora el Bichi, post Argentinos, con un especial apartado por la “cuestión Riquelme”.
¿Se encontrarán Riquelme y Borghi?
Ojalá. Significará que ambos han sobrevivido a tiempos difíciles. Se verá.
River gana jugando mal.
Algo que mortifica al purista Angel Cappa.
¿Lo mortifica?
¿De verdad?.
¿Ó se trata solo de una postura “pour la galerie”?
Por lo pronto Cappa y Russo (que ganaron los dos partidos, colgándose del travesaño el primero, medio de firulete el segundo), se agrandaron y decidieron imponer reglas.
No hablar. Ó mejor: no permitir hablar a sus jugadores. Cómo si hablar o dejar de hacerlo se trasladara al campo como una virtud.
River está esperanzado en dos futbolistas que están más cerca del retiro que de la consagración: Almeyda y Ortega. Almeyda es capaz de sostener el compromiso a partir de sus cuidados personales. Con Ortega es una incógnita. Por su falta de apego a las normas y porque cada vez que parece que camina hacia un buen momento de su vida, conspira contra si mismo y se hace expulsar.
¿Que Laverni exagero?
Puede ser. Fue innecesaria la entrada a Britez Ojeda, no tanto de abajo, sí de arriba con el manotón.
Se dio cuenta en el instante mismo. Por eso se fue sin protestar.
Vélez y Estudiantes siguen en plena “normalidad”.
Por lo pronto, 5 puntos de diferencia entre River y Boca habiéndose jugado solo 6, son un drama para el “Xeneize”.

DE NUEVO ESTÁS DE VUELTA…después de larga ausencia (igual que la calandria que azota el vendaval)

Noticias | Pipo Rossi | 09-08-2010

Volvió.
Después de muchos meses con un mundial en el medio, volvió.
Denostado, golpeado, inflado, con barras amenazantes exhibiendo entradas a 200 metros del ingreso al Estadio de River, volvió.
Con Ortega para darle aire en una última exhalación a un River que por ahora es solo relato de Angelito, le Gran Violín, como dice un amigo.
Con Boca hecho un signo de interrogación respecto del sistema.
Con el “rojo” de Comparada que solo brilla en los “editaditos” que hace Canal 7.
Con Araujo (Marcelo, va con “onda”…), preocupado porque los pobres de Mendoza no pueden ver la televisión pública si no tienen sistema de cable para un ratito despuès felicitar a Riquelme porque “te la llevaste toda Román!”.
Marcelinghi, la versión más esencialmente menemista de todo el peronismo vernáculo (hay que verlo con un traje rosa bebiendo champán en Coronel Díaz y Libertador), milita ahora con la muchachada K, paga el estado. Volvió Araujo junto al inefable Jota Erre, buena, buenísima gente.
Volvió con Quilmes “zafando” de Boca en la primera fecha (pertenecer, claro, tiene sus privilegios y permite algunos “cambiasos”).
Volvió con Carusito hecho una furia a propòsito de tales “cambiasos”.
Volvió con Arsenal perdiendo ante Lanús y Huracán liquidando en 1 minutos su pleito con Argentinos.
Volvió con la sensación de “devoluciones de gentilezas”, por cierto, como sugiere otro amigo, habitualmente desconfiado.
Volvió.
Con Vélez como si no hubiera habido “parate”.
Qué grande Vélez.
¿Cómo hace ésta gente?
Prescinde de empresarios, para empezar.
Negocia desde posiciones de fuerza.
Vende caro.
Compra barato, como consecuencia de aquello anterior.
Mantiene la “fiereza”.
La fuerza de la competencia.
El hambre.
San Lorenzo con sus dudas.
Lacadé con su petit decepción porque los que tienen que poner la tarasca, dicen, no la pusieron al momento de escribirse éstas líneas (2.265.000 dólares, la primera cuota) para que le habiliten al colombiano Gio.
Con San Lorenzo penando por la rodilla de Romagnoli y muchas más dudas que certezas en su entrenador entre Albil y Migiore (quizá la tiene clara the big Ramao y solo nos hace comer los amagos).
Con la vuelta de los “albos” despuès de 30 años.
Volvió.
A disfrutarlo, a pesar de todo.

¡¡¡VUELVEN LOS LOCOS ADAMS!!!

Noticias | Pipo Rossi | 02-08-2010

Al momento de escribirse éstas líneas, hay quienes aseguran que desde “las máximas alturas del Poder”, se pide por Maradona.
Quizá quieren tener “al loco de nuestro lado”.
Recuerdo alguna definición de la Secretaría de Estado norteamaricana refirièndose a Batista, el ex dictador cubano echado del poder y del gobierno por los barbudos de Fidel. Sobre él decían: “es un hijo de puta, pero es NUESTRO hijo de puta”, justificando cualquier atrocidad.
Lo mismo para el “mal bicho” trasandino.
Sin llegar a semejante nivel de perversidad en los personajes, de allí lo de la casa de los locos Adams, puede que desde algùn lugar se piense que es un mal menor tenerlo “adentro” del sistema, alquilado y con un buen sueldo mensual, a que se repita el “síndrome Ruggeri”, un tirabombas capaz de expresar cualquier barbaridad que sirva para extorsionar al inmenso poder de Grondona.
Personalmente creo que si el arma de la que disponer algún grupo para ejercer presión es Ruggeri, más que miedo, a lo que mueve es a la risa.
Pero, como se trata de vanidades e intereses, mejor estar preparado.
Lo único que planteo, desde aquí, humildemente, es que no nos pidan (o no me pidan que los tome en serio si el “operativo retorno” finalmente se concreta).

EL PASTORCITO MENTIROSO.

Conocen la fábula, imagino. Sino, por favor escúchenla, léanla, es deliciosa. Cuando al final el personaje se encuentra al borde del abismo, cuando su omnipotencia se esfuma, cuando finalmente dice la verdad, nadie le cree, harto ya el mundo de sus mentiras. De sus falacias. De sus imposturas.
Primero nos ocuparemos del “acting” y de los malos intérpretes. Los arrastrados del entorno del d10s repiten cual loros: “la suerte de Bilardo estaba atada a la de Maradona. Si cumple su palabra, debe irse”. Pleno de goce lo repite la plataforma de medios que descubrió, junto con Maradona, que Grondona miente. Advirtieron la maldad de Julio Humberto un instante después de perder los Derechos de Televisión. Antes fueron –cómo mínimo- sus cómplices (si es que todo lo que dice el Gran Impostor es cierto). Con Bilardo la bronca es personal, ni siquiera de negocios. Voluptuoso contraste entre el “dolor” en la lectura del comunicado y el gestito henchido de soberbia al lado de Chávez (quizá los 600 mil dólares que pagó el cómico caribeño le permitieron hacer una pausa en el “duelo” post 4 a 0).
La conducta de Bilardo no es reprochable por traición. Lo es por pusilanimidad. Bilardo no hizo porque, simplemente, lo “forrearon”, lo “ningunearon”, no le dieron bola en absoluto. Hicieron de él un lamentable y esperpéntico 4 de Copas. Aún así, se quedó. ¿Cómo un Nadie puede traicionar?. Maradona olvidó que el único que estuvo a su lado cuando el menemismo lo expuso en el 91 desnudo y drogado, fue Bilardo. El único. Ni Ruggeri, ni Signorini, ni Enrique. Bilardo condujo aquel auto con él derrumbado detrás a la salida de la Comisaría porque fue el único que se presentó ante las autoridades. Ni su mujer, ni las putas, ni los travestis. Ni la “Maldita Policía”, ni los jueces garantistas, ni las Abuelas de Plaza de Mayo. Ni los pibes chorros. Ni Guillote, en noeconverso que intenta congraciarse otra vez con el ídolo como plan B, si no agarra viaje el mundo futbolístico con Charles Lucky Bianchi. Bilardo puso la “raca” para sacarlo de aquel “tocuén”. También olvidó que Grondona pagó todos y cada uno de sus tratamientos contra las adicciones haciendo caso de los ruegos de su ex mujer Claudia porque se habían quedado sin un peso. Oportunamente olvidadas tales cuestiones en el tiempo por el Mito qui Parla.
Vienen tiempos interesantes además del eventual Sabella, el candidato más factible en diciembre. Quizá asistamos a un posible acuerdo Maradona-Clarín (vía contrato con Adrián Suar), u otro entre Maradona-Vila-Manzano para apuntar a la cabeza de Grondona por intereses concretos. Imaginen a Maradona con 30 puntos de rating en el 13 o con 10 en América. Descarto Telefé (puede haber más “Susanas”, sí), porque no tienen sus dueños un proyecto para apoderarse de la AFA o quedarse con los Derechos de Tevé. Imaginen la lucha que vendrá. Imaginen al Ministerio de Propaganda (como certeramente observó Pepe Eliaschev en una de sus columnas), haciendo precario equilibrio entre el “Grondona-hombre-de-la-Presidenta” y “Maradona-ídolo-amado-aliado-al-Grupo-de-Constitución-ó-al-de-Palermo-amigo-hasta-ayer-enemigo-a-partir-de-hoy”. En medio de todo esto las verdades futboleras que seguimos persiguiendo aquellos que no tenemos 200 mil dólares para pagar por una entrevista para saber porque los alemanes nos rompieron el “tujes” con baile incluido.